Blog LCN Idiomas

Niños vs adultos: aprender inglés u otro idioma en cada una de estas etapas de la vida.

Niños vs adultos: ¿Cuándo es mejor aprender inglés u otro idioma?

Mucha ha sido la discusión sobre cuál es la mejor etapa para aprender un nuevo idioma y para nadie es un secreto que dicho debate no ha pasado desapercibido entre los académicos, la ciencia y el público en general, pues cada grupo ha hecho sus aportes y ha establecido sus propias posiciones al respecto. 

Sin embargo, es importante aclarar que a día de hoy no hay una respuesta definitiva sobre la discusión ya que desde una perspectiva más neutral, el aprendizaje en cada una de estas etapas (niñez y adultez) ofrece ciertas ventajas y desventajas que a la larga son importantes de considerar cuando se desarrollan conocimientos en un nuevo idioma. 

Si eres padre y estás pensando en que tu hijo aprenda inglés u otro idioma desde temprana edad o si ya eres un adulto que está considerando que es el momento de ser bilingüe, este artículo es para ti. Hoy en nuestro blog te mostraremos cuáles son las ventajas y desventajas puntuales de aprender un nuevo idioma en cada etapa de nuestras vidas y los enormes beneficios que tiene formar parte de la generación bilingüe.

Recuerda que en LCN Idiomas ofrecemos programas de idiomas de la más alta calidad y no solo para adultos, también nuestra oferta abarca a niños de todas las edades. 

Ventajas y desventajas: ¡no es tanto la edad si no hacerlo!

Aunque el conocimiento en cada etapa de nuestras vidas tiene ciertas ventajas características, más que la edad lo que importa es dar el paso para dominar el inglés o un segundo idioma ya que las ventajas competitivas que ofrece dicha habilidad son incomparables.

Ventajas de aprender inglés siendo niño:

1. El cerebro está en desarrollo y hay mayor “plasticidad” para interiorizar conocimientos 

Las personas que dicen que los niños son como “esponjitas que absorben todo” no están muy alejadas de la realidad. Es completamente real que durante los primeros años de vida y debido a que el cerebro está en formación, el conocimiento se interioriza mejor y de una manera más rápida. Para los niños (sobre todo los más pequeños) es relativamente sencillo adaptarse a una dinámica bilingüe donde podrán convivir con dos e incluso más idiomas en simultáneo, sin que esto les represente mayor dificultad.  

2. Mayor tiempo para dedicar al aprendizaje

Una de las cosas en que nos aventajan los niños es por supuesto la disponibilidad y cantidad de tiempo que pueden tener para aprender un nuevo idioma. Si bien están las actividades escolares tradicionales y uno que otro pasatiempo, siempre será más sencillo encontrar los espacios con un niño para inculcarle una disciplina de estudio en otro idioma, además si desarrolla gusto y pasión por su segunda lengua terminará por volverse un hábito sin que prácticamente nos demos cuenta.
Recordemos que el aprendizaje no solo se da en los contextos escolares y por eso puede desarrollarse en otros entornos que sean cotidianos para el niño. 

3. Los recursos son más didácticos y variados 

El aprendizaje del inglés u otro idioma en los niños, podemos definirlo como mucho más divertido del que puede tener un adulto ajetreado y con poco tiempo para aprender. En el mercado existe una amplia oferta de literatura, juegos de mesa, juguetes y tecnología enfocada en la enseñanza de lenguas extranjeras con la que los más pequeños pueden empezar a asociar el conocimiento con un juego permanente.

Se ha comprobado que los juegos son un excelente recurso a la hora de aprender y los niños definitivamente están cubiertos en este aspecto. 

4. Menos miedo a la equivocación y un desarrollo intelectual más completo

Si hay algo que condiciona mucho a los adultos que están aprendiendo inglés es el miedo a equivocarse en los diferentes componentes que incluye el idioma y la presión social que esto puede implicar. En los niños rara vez se dan este tipo de temores y mediante la experimentación y los errores de speaking y writing, se desarrolla una oportunidad de crecer en conocimientos sin que esto implique frustración o sufrimiento. 

Además, se ha comprobado que los niños que desarrollan su capacidad bilingüe son normalmente más aprehensivos y obtienen mayores herramientas intelectuales para otros campos del conocimiento. 

Ventajas de aprender inglés u otro idioma siendo adulto

En la otra esfera, estamos nosotros los adultos. Aquí una recopilación de esas ventajas que tenemos por encima de las que puede tener un niño. 

1. Capacidad de aprender en un rango más amplio (inglés técnico)

Si bien puede ser cierto que los niños interiorizan el conocimiento más rápido, su rango de aprendizaje es limitado.¿En qué sentido? los más pequeños por ejemplo, no tienen la capacidad que tenemos los adultos de aprender un nuevo idioma con sus palabras técnicas y además, no tienen acceso a cierto vocabulario y contextos a los que podemos tener acceso nosotros con normalidad ya que para ellos se consideran inapropiados o difíciles de entender. 

Por tal razón poseemos una ventaja competitiva cuando somos grandes, ya que nuestras posibilidades de aprendizaje son más integrales y sin limitaciones. 

2. Mayores posibilidades de usar el idioma en contextos reales

Una de las razones por la que estudiamos inglés cuando somos adultos es la intención de usarlo en nuestro contexto cotidiano bien sea en un viaje, la escuela, el trabajo u otro escenario donde se nos exija ser bilingües. 

Dichos contextos son más sencillos de tener para un adulto e incluso nosotros mismos los podemos propiciar, mientras que un niño tiene bastantes menos posibilidades de manejar a su antojo los escenarios para practicar su idioma y estos siempre van a estar condicionados por un espacio más planeado y menos informal. 

3. Capacidad de abstracción y de captar los dobles sentidos 

Una de esas ventajas de aprender inglés u otro idioma siendo adultos es nuestra capacidad para captar la doble intencionalidad de ciertos temas que los niños no van comprender (bien sea por su inocencia o falta de contexto en general sobre un asunto) 

El doble sentido, los “false friends” o los “idioms” son elementos que prácticamente comparten todos los idiomas y los adultos tenemos una mayor capacidad de abstracción para comprender estos temas. Por ejemplo “Dark horse” en inglés quiere decir mucho más que “Caballo oscuro” su significado real dentro del contexto del idioma es “una persona que oculta un secreto o una habilidad”

4. Mejora la memoria y la regeneración neuronal 

Finalmente, se ha comprobado que el aprendizaje del inglés o cualquier otro idioma representa una ventaja enorme para los adultos pues potencia que ciertas zonas del cerebro comiencen a trabajar de forma acelerada dando como resultado un proceso de regeneración neuronal que definitivamente no se dará en alguien que haya aprendido el idioma desde niño.

¡Así que ya lo sabes! Puedes aprender un idioma en cualquier momento de tu vida, y cada edad tiene sus pros y contras ¡Lo importante es comenzar!